miércoles, 23 de febrero de 2011

Si algo puede salir mal, saldrá mal.

Hoy es uno de esos días en los que piensas que no deberías haberte levantado de la cama, uno de esos días en los que ves que el mundo se te cae encima.






Llega un momento en el que crees que ya no puede empeorar, pero sí, un mal día siempre puede ir a peor. 
No te engañes, si ya lo dijo Murphy: 
  
    
          << Si algo puede salir mal, saldrá mal...>>   



Y es, que nunca sabes lo que puede pasar, y aquello que pasa no sabes si es realmente lo que tenía que pasar. 
Todo aquello que pasa a lo largo del día, significa algo, eso está claro, pero, ¿qué puede llegar a significar?
No lo sé, y es posible que nunca lo sepa, pero lo que se seguro es que nada forma parte del destino, porque el destino no está escrito, aunque mucha gente piense lo contrario el destino lo marcas tú, con aquello que decidas hacer en cada momento. 

2 comentarios: